domingo, 25 de enero de 2015

Alicia ya (casi) no vive aqui

"SIEMPRE ALICE"
de Richard Glatzer y Wash Westmoreland
con Julianne Moore, Alec Bladwin, Kristen Stewart, Kate Bosworth y Hunter Parrish

Se sabe que Hollywood y sobre todo en la temporada de premios en general -y de los Oscar en particular-, tiene una cierta debilidad por los retratos personales, íntimos,  de lucha contra enfermedades de todo tipo.
Ya vimos el flagelo del SIDA en trabajos como el de Tom Hanks en "Philadelphia", el año pasado fue el turno de Jared Leto y Matthew Mc. Counaghey en "Dallas Buyers Club - El club de los desahuciados" o los protagonistas de "Y la banda siguió tocando".
Retratos de seres diezmados por diagnósticos desfavorables, lucando contra los peores pronósticos. Russel Crowe fue "Una mente Brillante", Daniel Day Lewis se sobreponía a las adversidades en "Mi pie izquierdo", el desequilibrio mental presente en "Atrapado sin salida", "Inocencia interrumpida" o "El Resplandor" cada una como un buen exponente en su género, pero hay relatos donde el centro de la escena es el tour de force actoral como pasa en el presente año con "La teoría del Todo" y Eddie Redmayne en el papel de Stephen Hawking, lo hizo Sarah Polley en "Mi vida sin mi", el enfoque del alcoholismo en "Adiós a las Vegas" con Nicholas Cage, la reciente "50/50" muy recomendada comedia con Joseph Gordon-Lewitt y Seth Rogen, entre tantas otras. La lista sería interminable porque todos los años aparecen nuevas realizaciones en torno a este tipo de temática.

Este año, es el caso de "Siempre Alice" una película intimista, con una narrativa que empatiza más con el cine americano independiente, que retrata la vida de una profesora de Linguística en la Universidad de Columbia quien comienza a sentir los síntomas de un Alzheimer prematuro.
Lo primero que le sucede es una pequeña "laguna" en una de sus ponencias, luego un día sale a correr y se encuentra perdida en el medio de su propia ciudad.... y de esta manera, el avance de la enfermedad se va mostrando a través de pequeñas diapositivas, polaroids, instantáneas, momentos en la vida de Alice que la van llevando a diferentes consultas con especialistas médicos que finalmente ratifican el diagnóstico de su enfermedad.    

El guión, basado en la exitosa novela de Lisa Génova que ha sido publicada en 2007, no oculta que su construcción recae en forma excluyente sobre el personaje de Alice. Y para ello, aparece Julianne Moore que es una actriz extraordinaria y tiene la presencia necesaria para atravesarlo con mesura y sin estridencias.
Quizás justamente por la profesión que tiene Alice y la importancia que le ha dado durante toda su vida y su desarrollo profesional al pensamiento, la inteligencia y la racionalidad, justamente el hecho de que su enfermedad apunte y vaya erosionando su mayor potencial, la desarma completamente e irá devastándola silenciosamente.
Son pequeñas situaciones, gestos, miradas en las que Moore refleja el implacable, previsible y progresivo deterioro de su personaje mientras trata de no dar el brazo a torcer con la enfermedad.
Pero en este proceso, tanto su vida profesional como sus vínculos familiares irán recibiendo los coletazos de este proceso, y sobre todo serán sus seres más allegados quienes tengan que lidiar con un difícil abordaje y quienes, colateralmente, padecerán diversos quiebres en la estructura familiar.

Su marido (un correcto Alec Baldwin) muchas veces no sabe cómo enfrentar cada una de las situaciones que se plantean y sus tres hijos irán teniendo diferentes reacciones de acuerdo con los puntos de vista de cada uno y las situaciones de vida que se encuentren transitando. 

Pero todos ellos no son más que satélites que van girando alrededor de la historia central de Alice sin que el guión les deje elaborar ningún tipo de crecimiento.
Con una estructura mucho más cercana al telefilme, "Siempre Alice" apuesta todas sus fichas a ir hilvanando cada una de las escenas  con la figura de Julianne Moore como eje central del filme.

Obviamente que el trabajo delicado, complejo, con detalles mínimos con que Moore construye a su Alice es de una complejidad absoluta y ella lo resuelve de la forma más cautelosa, sin caer en ningún momento en la exageración ni en sobrecargar las situaciones.
Su actuación es brillante y ya ha cosechado en esta temporada, numerosos premios importantes como el Globo de Oro a la Mejor Actriz en Drama, el Broadcast, el Houston y el Chicago Film Critics Asociation Award, está nominada para el BAFTA para el Independent Spirit Awards y obviamente para el Oscar  y es el motivo central -y quizás único- para disfrutar de esta película.


Es una pena que el guión no haya podido profundizar de alguna otra manera en las implicancias familiares sin que ésto quedara tan desmembrado de la historia central, sólo con momentos donde los personajes interactúan con Alice. Kristen Stewart, Hunter Parrish y Kate Bosworth como los hijos también tiene correctas actuaciones pero en ningún momento el guión les permite un mayor lucimiento ni les entrega ninguna situación en las que puedan generar un crecimiento dramático.

De todos modos, vinculado con la historia central "Siempre Alice" se permite reflexionar, aunque muy levemente, sobre la fragilidad de la memoria, los recuerdos, la fugacidad de las vivencias y lo irremediable del proceso de deterioro donde todo lo vivido comienza a percibirse más borroso. Y en esos momentos logra levantar un poco más de vuelo.

sábado, 24 de enero de 2015

No somos santos

"ST. VINCENT"
de Theodore Melfi
con Bill Murray, Melissa Mc. Carthy, Naomi Watts, Chris O'Dowd, Terrence Howard y Justin Lieberher


La película abre con Bill Murray acodado en la barra de un bar, quien sabe si tendrá una copas de más inclusive, contando un chiste pequeño pero muy gracioso. Ya desde este chiste, previo a la apertura de "St. Vincent" no quedarán dudas de que la película estará recorrida por un humor sarcástico, ácido y políticamente incorrecto.
Murray será el Vincent del título, un veterano de Vietnam que parece tener en sus espaldas las "siete plagas de Egipto": bebedor, desordenado, amante de las prostitutas,  quebrado económicamente, afecto a las apuestas en el hipódromo... 

Algo más? Si: mal hablado, gruñón, intolerante, peleador, antisocial, algo depresivo.... 

Acertaron: Bill Murray puede manejar este papel a la perfección y nutrirlo del plus de que a pesar de que su personaje tenga tantos puntos desagradables, uno pueda como espectador simpatizar con él y darle una mirada complaciente y generosa, más aún a medida que vaya avanzando la película.

La vida cotidiana de Vincent se ve modificada cuando Maggie (Melissa Mc Carthy más conocida por comedias más "pasatistas" como "Ladrona de Identidades" "Chicas Armadas y peligrosas" o su actuación en las series "Gilmore Girls" o "Mike and Molly"), una madre separada con un hijo Oliver de 12 años, sea su nueva vecina... con una mudanza que ya causa conflictos desde un primer momento. 

Maggie trabaja muchas horas como técnica en un sanatorio y necesitará alguien que cuide de su hijo. Algo que comienza como un "favor" por única vez, termina siendo el trabajo de niñero de Vincent y su forma de poder juntar algunos dólares para ir sobreviviendo a su completa bancarrota.


La receta de la base de la comedia de polos opuestos que se atraen ya está servida.
Y si bien el guión basado en "niño que termina tiernizando a anciano gruñón" ya es conocido y ha sido presentado en distintas oportunidades con algunas modificaciones, en "St Vincent" vuelve a ser efectivo e interesante.
Primeramente gracias al magnetismo de Bill Murray en el papel que le valió una nominación al Globo de Oro como Mejor Actor de Comedia pero también porque se encuentra rodeado de un elenco que el director debutante, Theodore Melfi, conduce con un ritmo acertado y sin ningún tipo de fisuras.

Melissa Mc Carthy como la vecina, demuestra que se luce mucho mejor en un papel más anclado en una comedia "agridulce" que en sus desbordes en comedias un tanto escatológicas y de trazos más gruesos y de cierta rudeza, en las que fundamentalmente basó su carrera.

Y junto a ellos, Naomi Watts construye un personaje muy tierno como la prostituta rusa (y embarazada!) que tiene un vínculo con Vincent y Chris O'Dowd es el sacerdote que recibirá a Oliver en su nuevo colegio y justamente, una de las tareas que asigne en la clase de religión tendrá que ver con el desarrollo de la última parte del filme.

Pero además, "St Vincent" tiene el plus de un exacto trabajo de casting, encontrando en Justin Lieberher, el muchacho exacto para darle vida a Oliver.
La química que establece con Murray desde la primer escena que tienen juntos es completamente creíble, y gran parte del peso de la trama queda sobre sus espaldas con una actuación completamente fresca y espontánea.  

Él será su fiel acompañante a todas las "paradas habituales" de Vincent: las carreras de caballos, el club de striptease y su bar habitual, haciendo que justamente en ese paso de la niñez a la pre-adolescencia, Vincent sea una pieza fundamental.
El podrá ver situaciones más allá de lo que se pinta como un personaje resentido, hiriente y hasta cruel. Él podrá ir descubriendo al verdadero Vincent.

Aún cuando se le pueda reprochar al guión un final un poco discursivo y cliché (muy), cuando hemos llegado a ese punto, los personajes de Melfi ya nos han cautivado y logramos emocionarnos con un final que en cualquier otra película o con otros actores hubiese pecado de más empalagoso y cursi.

Vale la pena ver brillar a Bill Murray en un personaje completamente a su medida en una comedia bien armada, con nobles intenciones y con buenos resultados.

martes, 20 de enero de 2015

Rapido y Furioso

"WHIPLASH: Música y obsesión"
de Damien Chazelle
con Miles Teller, J.K.Simmon, Paul Reiser y Melissa Benoist


Si bien el filme debut de Damien Chazelle entró en la carrera por los Oscar, mucho antes que esto ya había deslumbrado en el Festival de Sundance, históricamente, un festival que destaca lo mejor del cine independiente y suele descubrir estas pequeñas grandes películas.
Tal es el caso de "WHIPLASH: Música y Obsesión" una historia simple, narrada con mucha pasión y nervio. Andrew (Miles Teller) con sus flamantes 19 años, es estudiante del primer año en una de las escuelas más prestigiosas y llega a ser elegido por el antipático director Fletcher (J.K.Simmons) para formar parte de la banda y representar a la escuela en las competencias y festivales.

El hilo conductor es la pasión por la música, la entrega del músico frente a su instrumento, la obsesión y el fanatismo para lograr la perfección y la exigencia que tiene cualquier entrenamiento para llegar a un objetivo dentro del terreno de la música o bien del arte en general. Y todo esto está regado por una banda de sonido del mejor jazz que acompañará los distintos momentos del film.


Personalmente no soy un apasionado de la música, ni me sedujo la propuesta de "WHIPLASH" desde ese lugar.Pero todos tenemos dentro alguna pasión (por el deporte, por el cine, por la música, por la escritura, por la danza, por el teatro...) y todas tienen en común la exigencia y la entrega que es necesaria para darle curso a ese sentimiento incontrolable que arremete desde lo más interno. 
Y desde ese lugar, justamente, es desde el que creo que "WHIPLASH - Música y Obsesión" tiene la capacidad para poder cautivar a cualquier espectador y obviamente, que todos aquellos que sean fanáticos del jazz, del mundo de la música en general o que de algún modo compartan el universo de los bateristas, la van a poder disfrutar doblemente.

Si bien el tema central del filme que es el contrapunto del estudiante que quiere ascender versus el profesor exigente es algo que ya sido visitado desde algún otro lugar en "FAMA" de Alan Parker, "MADAME SOUSATSKA" de John Schlesinger con Shirley Mac Laine o en un tono de comedia con "ESCUELA DE ROCK" la perlita de Linklater, algo hay en "WHIPLASH" que hace que la historia vuelva a funcionar. Igual o incluso mejor que en lo que uno ya haya visto.
El gran mérito lo lleva el contrapunto protagónico que forman el jóven Andrew y el intolerante Fletcher.

Miles Teller es Andrew. Lo hemos visto en su debut en "Rabbit Hole - El laberinto" junto a Nicole Kidman y Aaron Eckhart en un papel secundario en donde ya brillaba con un estilo particular. En "The Spectacular Now" y "Las novias de mis amigos" ya ha llegado a roles protagónicos y ahora se consolida con este enorme papel al que le saca el jugo y nos entrega un Andrew que no podría ser imaginado -una vez que vimos a Teller- para otro actor que no fuese él.
A su lado, J.K. Simmons, crece, se agiganta, se hace enorme porque encuentra justamente en Teller  el contrapunto ideal para desplegar un personaje lleno de ironía, políticamente incorrecto, resentido, severo y despiadado al extremo. 

Con una lluvia de premios por este papel y finalmente una nominación al Oscar como Mejor Actor de Reparto, J.K.Simmons comienza a consolidar una trayectoria en el cine después de ser un reconocido actor dentro del mundo del series de televisión y tal como pasa con su compañero de elenco, una vez terminada la película no hay otro actor que uno pueda imaginar en ese papel.
Simmons va desde la violencia verbal al gesto más sutil, de la tormenta a la calma y recorre una diversidad de registros y sobre todo en el tramo final del filme, aparece con una nueva versión de si mismo que le permite manejar otro tono y seguir luciéndose.

El guión sólo los deja correr, librados a la propia pasión y a sus impulsos. Hay algo del violento Fletcher en el jóven Andrew, tambien rebelde sin/con causa y que no le teme a enfrentar a ese ogro con piel de profesor basta de llegar a su objetivo. No abunda en explicaciones ni en trazos gruesos, sólo hay que permitir que el ritmo de los drumsticks de Andrew se batan a toda velocidad y dejarnos llevar por el ritmo que nos propone "WHIPLASH" que alterna esos momentos de muy buena música con otros donde la tensión entre los personajes nos corta la respiración.

Terence Fletcher: ¿Por qué supones que te arroje con una silla, Neyman?
Andrew: No... no sé.
Terence Fletcher: Seguro que sabes
Andrew: ¿El tempo? 
Terence Fletcher: ¿Te estabas acelerando o estabas lento? 
Andrew: No... no sé 
Terence Fletcher: Empieza a contar 
Andrew: Cinco, seis. 
Terence Fletcher: (abofeteándolo) En 4, maldición! mírame! 
Andrew: un dos tres cuatro, un dos tres cuatro, un dos tres cuatro 
Terence Fletcher:  Ahora, ¿me estaba apurando o estaba lento? 
Andrew: No sé. 
Terence Fletcher: Cuenta otra vez Andrew: Un dos tres cuatro, un dos tres cuatro, un dos tres cuatro 
Terence Fletcher: ¿Acelerado o lento? 
Andrew: Acelerado 
Terence Fletcher: Ah, entonces sabes la diferencia. Si deliberadamente arruinas mi banda te mataré como a un cerdo. Ahora, ¿eres un acelerado o un lento? ¡¿O VAS A TOCAR A MI MALDITO TEMPO?!

Además, "WHIPLASH" cuenta con un trabajo de edición impecable para lograr esos momentos de climax estremecedor y un ritmo que el debutante Damien Chazelle tiene claro desde el primer fotograma.
Si me hubiesen dicho que una película sobre un jóven baterista y su exigente maestro me iba a tener aferrado hora y cuarenta a la pantalla, realmente hubiese dudado.

Entre otros grandes méritos, "WHIPLASH" tiene ese. El de tomarte por completo en la primer escena y no soltarte, de acompañar a estos dos actores que dejan el alma en cada tramo, hasta llegar una escena final precisa, de una síntesis impecable y que logra decirlo todo al ritmo de la música, ahí donde ya sobran las palabras.

Los sonidos del silencio

"LA FAMILIA BÉLIER"
de Eric Lartigau
con Karin Viard, François Damiens, Eric Elmosnino, Louane Emera y elenco




Por esos azares de la distribución hay películas interesantes y con propuestas diferentes que jamás llegan a la cartelera porteña. Pero ese mismo azar hace que "LA FAMILIA BÉLIER" haya sido estrenada, aunque sin demasiado aparato de marketing y publicidad. Justamente es posible que ante la falta de difusión, corra el riesgo de quedar perdida dentro de las propuestas cinematográficas de este verano en Buenos Aires.

Es por eso, que modestamente, vale la pena reinvindicarla, buscar el horario en que algunos cines la siguen proyectando y dejarse llevar por una comedia tierna, simple, que apela a lo más profundo de cada uno, sin ningún tipo de pretensiones ni mensajes discursivos.

Como el título lo indica, la historia se centra justamente en los Bélier: qué tiene de particular esta familia? Que tres de sus cuatro miembros son sordomudos. El padre, la madre y el hermano menor son guiados por Paula, la hija mayor y la única que puede vincularlos con el "mundo exterior" oficiando de traductora hasta en la situaciones más inverosímiles, que justamente el director aprovecha para pintar la historia con trazos humorísticos. 

Como una especie de Ingalls a la francesa, los Bélier se aman, tienen su granja en una finca en la campiña, alejados de París y viven sin mayores sobresaltos. Pero Paula está creciendo y en su colegio secundario empezará a sentir cambios importantes. Los primeros flechazos amorosos con un chico de su clase (quien, obviamente, ni la mira.... ) hará que termine inscripta en la clase de coro del colegio, sólo por seguir al objeto de su afecto y sencillamente porque él también se había anotado.
Allí, en el coro, un excéntrico profesor de música (un papel deliciosamente aprovechado en una caricatura delirante por Eric Elmosnino -conocido por su caracterización de Serge Gainsbourg en una película que aun permanece inédita para el público argentino-) descubrirá en Paula un enorme talento vocal, con lo cual le propondrá e insistirá para que cante en un concurso cuyo premio es acceder a estudiar en París.



Aquí comienza la disyuntiva de los padres, tironeados porque quieren dejar volar a su hija, pero que a su vez estarían perdiéndola y junto con ella, su principal vía de comunicación con su entorno.
Sin abnadonar en casi ningún momento el tono de comedia, el director Eric Lartigau (de quien en nuestro país solo conocimos la comedia "Mi novia Emma / Prête-moi ta main") apela a los sentimientos más nobles, a las anécdotas más sencillas y a los pasos de comedia más simples, para cautivar al público con una historia divertida y emotiva al mismo tiempo.


Si bien el guión se ordena en función al producto que se quiere lograr, bordeando siempre los caminos ya conocidos que llevan a formar esos crowd pleaser que terminan gustando a todo tipo de público y respetando esta fórmula con rigurosidad, es tan claro en su propuesta y tan honesto, que cualquier imperfección y/o "cabos sueltos" que puedan quedar en la historia, son completamente perdonados. Lo importante no es solamente la simpleza y la honestidad con la que está contada la historia sino también el grupo de actores completamente entregados al juego.


Karin Viard, actriz de enorme trayectoria y una de las principales figuras del cine actual francés, de quien conocimos "Potiche/Mujeres al poder" "Cena de Amigos" "Verano del '79" de Julie Delpy o "Paris" de Cédric Kaplisch y que tuvo notables trabajos en películas que no han llegado a nuestro país como "Polisse" "Ma part du gâteau" del mismo Kaplisch, su genial papel en "Parlez-moi de vous" como entrevistadora radial o "Le rôle de sa vie"  tiene a su cargo el papel como la madre de esta familia particular.

Viard tiene cuerda para el drama y la comedia, para el disparate y para la introspección, para transmitir todo en una sóla mirada. Y pone todo su talento al servicio de este papel novedoso en su carrera y que le permite mostrarse con un gran histroinismo, rayando lo caricaturesco, en una simpática y delirante Gigi.
La química con el padre, François Damiens, es energía pura. Se los ve a ambos disfrutando en pantalla y obviamente, eso se transmite a lo largo del filme. Damiens también saca provecho de un papel que le brinda escenas que le permiten su lucimiento, quizás en un tono menos exhultante que el de Viard, pero con pasos de comedia en el registro con el que había tenido gran suceso en "L'Arnacoeur - El rompecorazones" y con algunos ribetes tiernos como su protagónico en "La Delicadeza" adaptación del best seller de David Foenkinos a la pantalla grande.

Ambos entregan actuaciones entrañables, muy sintonizadas con el tono que Lartigau le quiere imprimir a esta familia particular. 

Tanto Viard como Damiens se disfrutan en pantalla, pero hay que destacar muy por sobre ellos, la notable entrega de Loaune Emera en el rol de Paula. Emera -surgida justamente del reality "La Voz" en Francia- tiene todo para brillar: una hermosa sonrisa, timing para la comedia, una voz notable y mucha simpatía. 
Y al lado de dos "monstruos" como Viard y Damiens no solamente no desentona sino que se pone a la altura y cumple con un rol casi protagónico en el film con total soltura, posicionándose como una favorita del premio César 2015 a la revelación femenina.


Emera, pilar fundamental para "La familia Bélier"
"LA FAMILIA BÉLIER" es una de esas rareza que aparecen cada tanto en nuestra cartelera, plena de humor, apelando a los afectos y a los sentimientos y sin dejar de ponerle el cuerpo a lineas argumentales secundarias que aparecen en la película (salir del pueblo para hacer una vida en la ciudad, el nido vacío, aceptar las etapas de crecimiento de los hijos sin intentar retenerlos, el universo adolescente y el primer amor) y que va trabajándolas naturalmente. Como cereza de la torta hay una escena hermosamente lograda de Paula y su interpretación de la canción en el concurso que pone la piel de gallina.


Lartigau gana en emoción, se vuelca a lo simple, sabiendo que ahí, en esas cosas simples, en lo cotidiano, en lo familiar, encontramos un idioma universal en el que todos -aún sin saber el lenguaje de señas- podemos entendernos.
No se la pierdan.

lunes, 19 de enero de 2015

Titanes en el Ring

"FOXCATCHER"
de Bennett Miller
con Channing Tatum, Steve Carell, Mark Ruffalo, Anthony Michael Hall y la participación de Vanessa Redgrave


Con "FOXCATCHER", la tercer película de Bennett Miller, el director se consolida como una especie de fanático/experto en filmar biopics. 

Ya lo había hecho brillantemente con su debut en "CAPOTE" con la presencia magnética e irreemplazable de Phillip Seymour Hoffman en un papel consagratorio que le valió el Oscar y su consolidación internacional.
Luego fue el turno de Brad Pitt, Jonah Hill y Chris Pratt en "MONEYBALL - Rompiendo las reglas" basada en la historia del gerente general del equipo de Atléticos de Oakland 
... y ahora se interna nuevamente en el mundo del deporte con éste, su último film, que ha obtenido nominaciones al Oscar para su protagonista (Steve Carell) y como actor secundario para Mark Ruffalo. También Miller ha obtenido la nominación al Oscar en el rubro Mejor Director y viene de ganar la Palma de Oro en Cannes, una de las distinciones más anheladas para cualquier director.

Porque se vuelve cinematográficamente valiosa la mirada de Miller sobre esta historia real que profundiza en el vínculo entre el luchador olímpico Mark Schultz (un gran papel protagónico para Channing Tatum) y el mecenazgo de un excéntrico y reconocido millonario John Du Pont (Carell)?
La historia en dos lineas es la siguiente: cuando Mark logra conseguir un respaldo económico para perfeccionarse y formar parte del equipo olímpico de EEUU en Seúl, comienza a entretejerse una trama particular con su hermano, también deportista y entrenador, Dave Schultz (Ruffalo). Aparece, de la misma forma, una especie de triángulo patológico entre ellos y Du Pont, un millonario dotado para descubrir y proyectar a jóvenes talentos, pero completamente desequilibrado psicológicamente.
El momento en el que se está narrando esta historia real es justamente aquel en el cual convergen varios disparadores que harán que todo desencadene en una tragedia. 

Y a lo largo de todo este trayecto narrativo, Miller elige arriesgarse a contar la cosas muy lejos de un típico biopic hollywoodense. 
Acierta en un tono intimista, plagado de detalles -sutiles pero claves- a la hora de ir atravesando las pulsiones que habitan en cada uno de los personajes. Imprime una atmósfera de intriga y negrura, que es exacta para dejar tendidas ciertas pistas, ciertos señuelos y librando al espectador para la propia construcción de este rompecabezas.

Tampoco les da a los personajes una mirada unidimensional sino que se interna en otra, mucho más profunda y compleja. Al no entregar la totalidad de las herramientas ni de plantear ningún tipo de subrayados, cada uno como espectador, puede ir abordando la historia en diferentes "capas". 

Miller, a su vez se valió de tres intérpretes notables. Channing Tatum, aparece por primera vez con una interpretación dramática donde se lo nota contenido y cómodo en el papel. 
Mark Ruffalo como su hermano, entrega otra actuación sobresaliente, dando cuenta una vez más de su versatilidad y de su talento para comprometerse en proyectos de corte más independiente mezclados con sus participaciones dentro de los "tanques" del cine americano (desde "Hulk" "Ironman" a "The Avengers", la comedia romántica como "Puede una canción de amor salvar tu vida?" o tocar el drama con "Mi Familia" "Adulterio" o el multipremiado film para televisión "The Normal Heart").

Du Pont y Carell, asombrosamente parecidos
Pero sin duda, todos los lauros y la gran atención del filme va para la actuación de Steve Carell, un actor que nos tiene acostumbrados a sus actuaciones dentro del terreno de la comedia y que aquí se muestra sorprendentemente exacto (el parecido físico con Du Pont es completamente asombroso) y tanto las miradas, como los gestos y los detalles con los que va construyendo su personaje, completan a la perfección el retrato de un millonario excéntrico, con carencias afectivas, presiones familiares, celos y ambiciones desmedidas. Indudablemente, la mejor actuación por lejos en la carrera de Carell.

El objetivo de Miller ha sido cumplido: esa dualidad con la que presenta a los personajes en donde toda lectura es posible, ha levantado polvareda en las redes sociales  en donde el propio Schultz dijo que el director modificó sin su consentimiento el enfoque de la historia, convirtiéndola en una historia falsa llena de ficción y morbo, totalmente negativa y humillante para su familia.
Channing Tatum, por su parte, confesó a los medios que la esposa del luchador Mark Schultz visitó a los actores durante los días de rodaje limitándose solamente a decir que aquello era insensible y triste.

Pese a todo esto "FOXCATCHER" sigue cosechando triunfos en la actual temporada de premios, consiguiendo entre otros los Premios Gotham, el International Cinephile Society Awards, Premios Independent Spirit y Premios Satellite.


Un biopic diferente, sin ningún tipo de encasillamiento, con brillantes actuaciones y una narración inquietante, "FOXCATCHER" se convierte en una de las películas más interesantes del pelotón de las nominadas para el OScar de eta temporada.

jueves, 15 de enero de 2015

RELATOS SALVAJES acariciando el OSCAR


Se han conocido esta mañana las nominaciones para los premios OSCAR 2015.

"BIRDMAN" del director de "Amores Perros" "Babel" y "21 gramos", Alejandro González Inárritu y "EL GRAN HOTEL BUDAPEST" la genial última creación del director Wes Anderson (de quien ya conocimos "Los excéntricos Tennenbaums" "Vida Acuática" y la hermosísima "Moonrise Kingdom") son las favoritas con 9 nominaciones cada una, en un año donde no parece haber películas que arrasarán con muchas estatuillas sino que el premio quedará un poco más repartido.


La gran noticia para el público argentino, es sin dudas que "RELATOS SALVAJES" ha quedado entre las cinco nominadas al premio de la Academia, dejando afuera, por ejemplo a "FORCE MAJEURE" de Suecia, una película que venia pisando fuerte. Su gran competidora es la reciente ganadora del Globo de Oro, la película rusa "LEVIATAN".

El rubro de MEJOR PELICULA EXTRANJERA ha quedado entonces constituido de la siguiente manera:

- Ida (Polonia)
- Levitán (Rusia)
- Tangerines (Estonia)
- Timbuktu (Mauritania)
- Relatos salvajes (Argentina)

Como en todos los casos, siempre hay actores, actrices, películas, trabajos que quedan fuera de los premios. Una de las ausencias más notables es en el rubro MEJOR ACTRIZ el caso de Jennifer Anniston por "CAKE" y tampoco aparece la ganadora del Globo de Oro la semana pasada Amy Adams en el último trabajo de Tim Burton  "BIG EYES".
Sorprendentemente aparece Marion Cotillard entre las nominadas, muy por fuera de todos los pronósticos pero completamente merecido por el arrollador trabajo de una mujer completamente desesperada en "DEUX JOURS, UNE NUIT / Dos días, una noche" dejando también sin posibilidades a otra de las favoritas de la Academia, Hilary Swank en su trabajo junto a Tommy Lee Jones en "THE HOMESMAN".

Bradley Cooper por "EL FRANCOTIRADOR" dejó fuera la posibilidad de Jake Gyllenhall por una impresionante caracterización en NIGHTCRAWLER / PRIMICIA MORTAL y si bien aparece en los rubros de producción artística Timothy Spall por su papel en la biografía del pintor del siglo XVIII "MR. TURNER" tampoco pudo ocupar un lugar para la codiciada estatuilla ni Ralph Fiennes, protagonista de la multi nominada "EL GRAN HOTEL BUDAPEST".


Respecto de los directores, Christopher Nolan (director de la serie de Batman y de la reconocida "El Origen" entre otras) no tuvo suerte con "INTERESTELLAR" como tampoco David Fincher, con su complejo y alabado thriller "PERDIDA/GONE GIRL". Angelina Jolie  tampoco pudo acariciar alguna nominación con "UNBROKEN", su largometraje a partir de la historia real del atleta olímpico y héroe de guerra Louis Zamperini. Ninguno de ellos ha llegado a tener una nominación como mejor director y sus películas han quedado un poco relegadas a categorías secundarias

 El resto de los nominados son los siguientes


MEJOR PELÍCULA

- El francotirador
- Birdman
- Boyhood
- El gran hotel Budapest
- The Imitation Game
- Selma
- La teoría del todo
- Whiplash

MEJOR DIRECTOR

- Alejandro G. Iñarritu, Birdman
- Richard Linklater, Boyhood
- Bennett Miller, Foxcatcher
- Wes Anderson, El gran hotel Budapest
- Morten Tyldum, The Imitation Game



MEJOR ACTOR

- Steve Carell, Foxcatcher
- Bradley Cooper, El francotirador
- Benedict Cumberbatch, The Imitation Game
Redmayne, favorito por "LA TEORIA DEL TODO"
- Michael Keaton, Birdman
- Eddie Redmayne, La teoría del todo

MEJOR ACTRIZ

- Marion Cotillard, Dos días, una noche
- Felicity Jones, La teoría del todo
- Julianne Moore, Siempre Alice
- Rosamund Pike, Perdida
- Reese Witherspoon, Alma salvaje

MEJOR ACTOR DE REPARTO

- Robert Duvall, El juez
- Ethan Hawke, Boyhood
Moore en "STILL ALICE" favorita para el merecido OSCAR
- Edward Norton, Birdman
- Mark Ruffalo, Foxcatcher
- J.K. Simmons, Whiplash

MEJOR ACTRIZ DE REPARTO

- Patricia Arquette, Boyhood
- Laura Dern, Alma salvaje
- Keira Knightley, The Imitation Game
- Emma Stone, Birdman
- Meryl Streep, Into the Woods





MEJOR PELÍCULA ANIMADA

- Big Hero 6
- Los Boxtrolls
- Song of the Sea
- The Tale of the Princess Kaguya
- Cómo entrenar a tu dragón 2

MEJOR GUIÓN ORIGINAL

- Birdman
- Boyhood
- Foxcatcher
- El gran hotel Budapest
- Nightcrawler

MEJOR GUIÓN ADAPTADO

- El francotirador
- The Imitation Game
- Puro vicio
- La teoría del todo
- Whiplash


MEJOR DISEÑO DE PRODUCCIÓN

- El gran hotel Budapest
- The Imitation Game
- Interstellar
- Into the Woods
- Mr. Turner

MEJOR FOTOGRAFÍA

- Birdman
- El gran hotel Budapest
- Ida
- Mr. Turner
- Invencible

MEJOR VESTUARIO

- El gran hotel Budapest
- Puro vicio
- Into the Woods
- Maléfica
- Mr. Turner

MEJOR MONTAJE

- El francotirador
- The Imitation Game
- Whiplash
- El gran hotel Budapest
- Boyhood

MEJOR EFECTOS VISUALES

- Capitán América: El soldado de invierno
- Interstellar
- Guardianes de la Galaxia
- X-Men: Días del futuro pasado
- El amanecer del planeta de los simios

MEJOR MAQUILLAJE Y PELUQUERÍA

- Foxcatcher
- El gran hotel Budapest
- Guardianes de la Galaxia

MEJOR EDICIÓN DE SONIDO

- Birdman
- El francotirador
- El Hobbit: La batalla de los cinco ejércitos
- Interstellar
- Invencible

MEJOR MEZCLA DE SONIDO

- El francotirador
- Birdman
- Interstellar
- Invencible
- Whiplash

MEJOR BANDA SONORA

- El gran hotel Budapest
- The Imitation Game
- Interstellar
- Mr. Turner
- La teoría del todo

MEJOR CANCIÓN

- 'Everything is awesome', La Lego película
- 'Glory', Selma
- 'Grateful', Beyond the Lights
- 'I'm not gonna miss you', Glenn Campbell: All be me
- 'Lost stars', Begin Again

MEJOR DOCUMENTAL

- Citizenfour
- Finding Vivian Mayer
- Last Days in Vietnam
- La sal de la tierra
- Virunga

MEJOR CORTOMETRAJE

- Aya
- Boogaloo and Graham
- Burter Lamp
- Parvaneh
- The Phone Call

MEJOR CORTO DOCUMENTAL

- Crisis Hotline
- Joanna
- Our Curse
- The Reaper
- White Earth

MEJOR CORTOMETRAJE ANIMADO

- The Bigger Picture
- The Dam Keeper
- Buenas migas
- Me and My Moulton
- A Single Life

martes, 13 de enero de 2015

Hay que poner lo que hay que poner...

"TESTOTERONA"
de Sabina Berman
con Osmar Nuñez y Viviana Saccone
Dirigida por Daniel Veronese
En el Multiteatro


Quien haya visto hace algunos años "El método Grönholm" (que también ha sido una puesta del mismo director) - o, salvando las distancias sucede también con "Toc-Toc" - recordará que la obra, si bien tenía un texto sustancioso y un elenco impecable, contaba con el gran plus de los casi constantes giros y vueltas de tuerca que enriquecían la obra a medida que iba transcurriendo... hasta llegar a un final sorprendente.

Algo similar pasa con "TESTOSTERONA" la obra de la mexicana Sabina Berman (con puestas en México y en España) que si bien tiene un arranque tibio y un planteo que parece quedar estancado en un primer momento en la superficie, va creciendo a medida que los dos protagonistas juegan sus estrategias - algunas premeditadas, otras, que simplemente se despliegan a través de los hechos que van sucediendo-.

Todo ocurre en el piso 38 de un prestigioso diario de una gran influencia a nivel nacional. A juzgar por los rascacielos que se ven desde los vidrios del pequeño imperio de la oficina del Director y por las referencias del clima -se ve una nevada estéticamente hermosa gracias al diseño de escenografía de Alberto Negrín- podemos pensar -además de algunas pistas que aportan los personajes- que, por ejemplo, podría estar desarrollada en una Nueva York en plena Navidad.

Pero lugar no es determinante. Tampoco lo es la época del año en la que se sitúa, pero este dato sí sirve para generar algunos datos adicionales como que la protagonista tiene una cierta confianza con el Director y será la encargada de comprarle los regalos navideños a toda su familia, a pesar de que no es ella su secretaria y también para poder mostrar, adicionalmente, las prioridades que pondrá cada uno de ellos al momento de compartir las celebraciones navideñas compatibilizando trabajo con familia.

El Director (Osmar Nuñez) la ha citado en su despacho a la Subdirectora, encargada de la Sección de Contenidos del diario (Viviana Saccone) para avisarle que él se ve obligado a dejar su puesto porque debe tratarse por una enfermedad que requerirá de mayores cuidados.
La propuesta es simple y quedará contundentemente plasmada a los minutos de iniciada la obra: uno de los dos postulantes se quedará con el puesto, el otro será inmediatamente despedido.

Berman juega obviamente, con la lucha de poder pero fundamentalmente con la lucha de poder en el marco de la lucha de los sexos. No casualmente el oponente de Maggie (Saccone) será un hombre, el otro subdirector del diario, Betetta, que si bien no aparece sobre el escenario es el tercero en discordia en esta especie de "triangulación" del poder y la ambición por el puesto.

Todos conocemos de una u otra manera el ancestral argumento de "mujeres contra hombres", de lo doblemente difícil que es que una mujer acceda a ocupar cargos cada vez más altos dentro de una estructura empresarial verticalista -aún cuando ya ha habido grandes avances en el tema- y de las diferentes necesidades que están casi implícitas o atadas a la estructura de cada sexo (el reloj biológico y la necesidad de ser madre, el hombre que puede ocupar más horas en la empresa porque tiene al ama de casa ideal que se ocupa de los hijos) y sabemos que esto puede llevar a caer en ciertos estereotipos muy marcados al momento de delinear los diferentes roles.
Pero Berman no tiene miedo a atravesarlos porque sabe que su mirada puede ir un poco más allá y ganarle la pulseada con un texto inteligente y atractivo.

"TESTOSTERONA" se divide claramente en dos partes.
En la primera, pareciera que le costara tomar vuelo y calentar lo motores, pero una vez que comienza a develarse capa sobre capa la historia interna que hay entre Maggie (Saccone) y Antonio (Nuñez) la historia comienza a tomar forma. Ellos si bien han trabajado juntos por más de veinte años y se conocen desde hace mucho más tiempo aún tienen secretos guardados y cosas por decirse.
Él ha sido en cierta manera el mentor y el vehículo para que ella desarrollara su carrera profesional plenamente. Ella lo ha admirado abiertamente y en silencio, y será -tormenta de nieve de por medio- una noche de confesiones y es allí donde la situación comienza a plantarse en el escenario de otra manera -aún transitando por ciertos lugares comunes de los que Berman se nutre para darle fuerza e intriga-.

Ya para el cierre de la primera parte donde Maggie claramente viene a pelear por su deseo (el puesto?, el Director?, su carrera?, su propia vida?) la historia tomó el vigor necesario para dar paso a una segunda parte mucho más intensa e interesante.

En la segunda parte, rica en giros donde nunca sabemos quien está encerrando a quien, la figura de "el tercero en discordia" es el eje fundamental sobre el que giran los protagonistas.
Aquí el tono, pasadas las confesiones, será el de enrostrar verdades y poner los puntos. Cada uno tendrá su momento de exasperación, de explosión y hay un juego de cazador/cazado que los intérpretes aprovechan al máximo para establecer las diferencias respecto de los matices que habían transitados los personajes durante la primera parte.

No conviene adelantar demasiado, sólo decir que Vivana Saccone demuestra una vez más que puede atravesar distintos estados de ánimo, resolver situaciones complejas inherentes al personaje y tornar creíbles las distintas pulsiones con una solidez asombrosa (este trabajo es impecable, junto a otros trabajos notables como el lanzado "En la cama" de Muscari, o el dúo con Julio Chávez en "La Cabra").
Siendo un texto de solamente dos personajes, la responsabilidad de la obra no solamente recae en que el texto sea atractivo sino en la manera en que los dos protagonistas lo pueden volcar en escena.
Y para ello el complemento ideal de Saccone ha sido en este caso Osmar Nuñez (ganador del premio ACE 2014 por "El Angel de la Culpa" y nominado por su brillante composición de Tennessee Williams en "Noches Romanas" junto a Virginia Innocenti y ahora reconocido más popularmente por su personaje del abogado de Oscar Martinez en "Relatos Salvajes").
Él es Antonio, el poderoso director del Diario a quien el texto de Berman no le regala las mejores líneas -Saccone tiene situaciones mucho más ricas para su lucimiento y las aprovecha toda vez que se le presentan- pero que de todos modos también sabe exprimir, sobre todo en la segunda parte cuando aparecen ciertos pliegues diferentes, ciertos recovecos de su personaje que le permiten mostrar un perfil más vulnerable.

El slogan de la obra reza "Tenés lo que hay que tener?"

Y no cabe ninguna duda que, dirigidos por la mano segura de Daniel Veronese (con una amplia trayectoria en el teatro independiente y con puestas tan exitosas como "Gorda", la ya mencionada "El método Grönholm" "Los elegidos" con Jorge Marrale "El descenso del Monte Morgan" con el impecable trio Oscar Martinez / Carola Reyna / Eleonora Wexler o la version de "Un travia llamado deseo" con Erica Rivas y Diego Peretti y con otros dos espectáculos actualmente en cartelera "El Crédito" y la recientemente estrenada "Bajo Terapia") Viviana Saccone y Osmar Nuñez desmuestran sobre el escenario que tienen absolutamente todo lo que tienen que tener.

lunes, 12 de enero de 2015

Noche de Golden Globes

Se entregaron los GLOBOS DE ORO 2015 y se abre de esta manera la temporada de premios dentro del mundo de Hollywood, tomándose siempre a los GOLDEN GLOBE como la gran antesala de lo que va a pasar después con el premio más codiciado de la industria del cine que es el Oscar. 
La diferencia que tienen los GLOBOS de ORO con los OSCAR es que en este caso se dividen las películas en DRAMA o COMEDIA/MUSICAL, por lo tanto permite una mayor distribución de los premios que, cuando lleguen la hora de los Oscar, al desaparecer la división, todas las películar entrarán en competencia sin distinción alguna.

boyhood-movie-poster1En nuestro país la gran ganadora de la noche ya fue estrenada. Es nada menos que BOYHOOD, el gran filme de Richard Linklater que pasó por las carteleras de Buenos Aires, sin pena ni gloria.

Como todo proyecto de Linklater, el film no es usual, tiene desde el arranque una propuesta sumamente creativa.
El director durante 12 años, del 2002 al 2013 y contando solamente 39 días completos de rodaje se encargó de retratar la historia del personaje principal, Mason (un excelente trabajo de Ella Coltrane) desde que tiene seis años hasta entrada su adolescencia.

Grandes momentos de cambio: mudanzas, divorcio de sus padres, cambios de colegio, relaciones entre sus compañeros y amigos, primeros amores... todo esto está narrado a través de la mirada del protagonista y su familia central, grandes trabajos de Patricia Arquette y Ethan Hawke.  BOYHOOD fue la ganadora de MEJOR PELICULA/DRAMA, MEJOR DIRECTOR para Richard Linklater y MEJOR ACTUACION SECUNDARIA FEMENINA para Patricia Arquette.

Dejó de esta manera atrás a FOXCATCHER (un film muy interesante estrenado en Buenos Aires la semana pasada con enormes actuaciones de Mark Ruffallo y Steve Carell, también nominados al Globo de Oro) y a LA TEORIA DEL TODO, película biográfica basada en la vida de Stephen Hawking, entre otros.

eddie-redmayne-profile
Pero LA TEORIA DEL TODO no se fue con las manos vacias. 
EDDIE REDMAINE quien personifica en forma magistral a Stephen Hawking ha logrado ganar del Globo de Oro al mejor actor en drama, aventajando de esta forma a otros nominados que habían hecho grandes trabajos y que tienen una carrera más importante en Hollywood como el antes mencionado Steve Carell o Jake Gyllenhall (con un gran trabajo en "PRIMICIA MORTAL" otro de los filmes que pasaron por la cartelera de Buenos Aires, sin que sea un gran éxito de público pero con excelentes críticas, un film que vale la pena rescatar en DVD). Pero no solamente se llévo el premio al mejor actor sino que también se llevó el Globo de Oro a la MEJOR BANDA DE SONIDO del año.


Julianne-Moore-Reed-Krakoff-Spring-2014
Por el lado de las protagonistas femeninas, había también trabajos de excelencia. Para los que pudieron ver a Rosamund Pike en "PERDIDA" sabían que era una de las favoritas como eran también interesantes los trabajos de Helen Mirren en "EL VIAJE DE 100 METROS " o Julianne Moore en "POLVO DE ESTRELLAS" que son los filmes que ya pasaron por la cartelera de Buenos Aires.

Pero JULIANNE MOORE ganó como MEJOR ACTRIZ/DRAMA por su avasallante trabajo como una profesora universitaria de Literatura lidiando con el Alzheimer en "STILL ALICE" un film junto a Alec Baldwin y Kristen Stewart,  mientras que el Globo de Oro para la MEJOR ACTRIZ/COMEDIA fue para AMY ADAMS por su trabajo en "BIG EYES", el último trabajo del talentoso Tim Burton, en el que la acompaña nada menos que Christoph Waltz, ganador de dos premios Oscar como el gran villano de las películas de Tarantino.

THE GRAND BUDAPEST HOTEL
Otras de las películas que ya fueron estranadas en nuestro país, EL GRAN HOTEL BUDAPEST contaba con varias nominaciones para los premios Globos de Oro.
La última película del inefable Wes Anderson, un prodigio de la narración en varios planos -cine dentro de la literatura y literatura dentro del cine- llena de creatividad y de personajes plagados de matices y detalles, logró ser la MEJOR PELICULA/COMEDIA, un premio completamente merecido y esperado, aunque no pudo llevarse también el premio al Mejor Guión, siendo que tiene uno de los guiones más ricos e interesantes vistos en mucho tiempo. 
Para quien no la haya visto cuando estuvo en cartel, es una comedia absolutamente imperdible, con un elenco pocas veces reunido (entre otros personajes, deambulan por la película Tilda Swinton, Bill Murray, los franceses Mathieu Amalric y Léa Seydoux, Owen Wilson, Edward Norton, Harvey Keithel, Jude Law y Williem Dafoe). Ampliamente recomendable.


Birdman
Con un dejo de querer conformar a todo el mundo, el premio al MEJOR GUION quedó en manos de la última películar del afamado director Alejandro González Inárritu, el mismo de "AMORES PERROS" "BABEL" "21 GRAMOS" o "BIUTIFUL".
Inárritu filma nuevamente en Hollywood rompiendo en este caso la estructura coral y de tríptico que habia en sus historias anteriores. Si bien su último filme "BIUTIFUL" ya se había apartado del ritmo coral, con "BIRDMAN" que fue la ganadora a MEJOR GUION, se acerca al terreno de la comedia mordaz, ácida y autoreferencial para que vuelva un personaje como MICHAEL KEATON entre la pugna por la popularidad del superhéroe e el reconocimiento del talento y le ha valido el premio a MEJOR ACTOR/COMEDIA. Se ha rodeado, además, de un elenco sin precedentes como Edward Norton, Emma Stone, Amy Ryan, Naomi Watts y Zach Galifianakis -algunos de ellos como Norton y Stone, incluso, nominados al Globo de Oro por sus trabajos-.
Keaton de esta manera dejó afuera a un trabajo entrañable de Bill Murray en "St VICENT" y al protagonista de la otra ganadora "EL GRAN HOTEL BUDAPEST": Ralph Fiennes.

J.K.SIMMONS por "WHIPLASH" -de próximo estreno en nuestro país- ganó el Globo de Oro como MEJOR ACTOR SECUNDARIO.


HOW TO TRAIN YOUR DRAGON 2
Para completar el listado de los premios, como MEJOR PELICULA ANIMADA dio la gran sorpresa "COMO ENTRENAR A TU DRAGON 2" que logró vencer al tanque de Disney "GRANDES HEROES" y a "LA GRAN AVENTURA LEGO".

En cuanto al rubro MEJOR PELICULA EXTRANJERA, la gran esperanza argentina en los Oscar "RELATOS SALVAJES" no había llegado siquiera a ser tenida en cuenta para las candidaturas a los Globos de Oro. En caso que llegue a las nominaciones al Oscar -cosa que damos casi por descontado que sí, porque tiene el mérito suficiente para trepar entre las preferidas de la Academia- tendrá que vérselas con la representante de RUSIA, "LEVIATHAN" que fue la ganadora en este rubro. Las otras favoritas eran "IDA" de Polonia y "FORCE MAJEURE" de Suecia, filmes que también habían sido estrenados en nuestro pais.